Cuando preocuparnos por abultamientos en los senos

Sientes un abultamiento en el seno. ¿Cómo estar segura de que se trata realmente de un bulto?

Y ante la preocupación que puedas estar sintiendo, debes tener muchas preguntas.

Si tienes dudas o ansiedad por sentir algo similar a un bulto en el seno, el Dr. Jitesh Joshi, oncólogo médico del Houston Methodist Cancer Center, tiene respuestas a tus preguntas sobre los bultos en los senos, además de varios consejos.

¿Cómo se siente un bulto en el seno?

El tejido mamario en sí mismo puede sentirse algo grumoso y como una esponja, por lo que puede ser difícil saber si lo que estás sintiendo es un bulto real o simplemente tejido mamario normal.

"Un bulto en el seno se sentirá como una masa distinta que es notablemente más sólida que el resto del tejido mamario. Sus medidas pueden variar, desde el tamaño de un guisante hasta más grandes que una pelota de golf, y pueden o no ser móviles", dice el Dr. Joshi. "Por otro lado, el tejido mamario normal se sentirá como una malla fibrosa consistente en todo el seno".

Los bultos en los senos suelen ser indoloros, pero ocasionalmente una mujer puede experimentar dolor con un bulto.

¿Qué tipo de bultos deberían preocupar a las mujeres?

Los bultos en los senos suelen asustar mucho, pero son bastante comunes. Y aunque ya sabes que podrían ser señal de cáncer de mama, probablemente también hayas escuchado que la mayoría de los bultos no son cancerosos.

Entonces, ¿cómo puedes saber si un bulto en el seno necesita ser revisado por un médico?

"Todos los bultos en los senos deben ser evaluados por un médico, independientemente de tu edad o en qué parte del seno se ubique el abultamiento", dice el Dr. Joshi. "La mayoría de las veces, los bultos en los senos son inofensivos. Pero, cualquier bulto podría ser potencialmente cáncer de mama. Pero es imposible para una mujer determinar si su bulto es canceroso o benigno con solo sentirlo".

Dicho esto, el Dr. Joshi dice que hay algunas características que hacen que un bulto sea particularmente preocupante, que incluyen:

  • Cambios en la piel sobre el bulto
  • Cambios en el pezón, incluyendo agrandamiento o secreción sanguinolenta
  • Cambios en el tamaño del bulto

"Incluso, el tener antecedentes familiares de cáncer de mama hace que sea más probable que un bulto pueda ser canceroso", advierte el Dr. Joshi.

¿Qué debo hacer si siento un bulto en el seno?

El Dr. Joshi dice que tu primera acción después de sentir un bulto en el seno debe ser programar una cita con tu médico de atención primaria.

Tu médico buscará una variedad de características para responder preguntas como:

  • ¿Qué tan grande es el bulto?
  • ¿El bulto se mueve y se desliza debajo de los dedos, o está adherido a la piel?
  • ¿Es indoloro o doloroso?
  • ¿El bulto se acompaña de piel roja, con picazón o inflamada?
  • ¿Está afectando el pezón, causando inversión o secreción?
  • ¿El bulto está cambiando de tamaño?
  • ¿Se vuelve más doloroso o cambia de tamaño alrededor de su período?
  • ¿Hay más de un bulto?
  • ¿Hay bultos en ambos senos?

"Según las características físicas y clínicas del bulto, tu médico puede o no recomendar pruebas de seguimiento para evaluar más a fondo la masa, como una mamografía de diagnóstico o una biopsia", explica el Dr. Joshi.

Por qué no deberías pensarlo dos veces antes de revisar un bulto

El riesgo de una mujer, para el cáncer de mama es más alto después de los 50 años, pero incluso las mujeres jóvenes pueden desarrollarlo. Dado que cualquier bulto podría ser potencialmente canceroso, es fundamental actuar de inmediato si crees que tienes uno, sin importar tu edad.

"Si bien muchos bultos terminarán siendo una enfermedad benigna en los senos, muchos otros no lo serán, y no queremos perdernos un diagnóstico oportuno del cáncer de mama", dice el Dr. Joshi. "A través de mamografías y otras modalidades de imágenes, este cáncer es muy fácil de detectar y diagnosticar. Y cuando se detecta temprano el cáncer de mama es muy, muy tratable".

El Dr. Joshi dice que no debes evitar esta revisión ante el temor del posible dolor de una biopsia.

"Las mamografías y las ecografías mamarias son herramientas muy poderosas que pueden ayudarnos a diagnosticar incluso los cánceres de mama más pequeños con una especificidad muy alta", explica el Dr. Joshi. "No necesitamos hacer una biopsia del bulto en todos los casos".

1 de octubre de 2020

Comparta esta página